¿Sabías que tres millones y medio de personas mueren al año por falta de agua potable? La Organización Mundial de la Salud (OMS) afirmó que la carencia de este derecho básico humano mata millones de personas, en especial 3,5 millones de personas en 2014. Los esfuerzos de las autoridades y países para evitar esta desastrosa noticia no son suficiente. El pasado día 22 de marzo en el Día Mundial del Agua se intentó concienciar a la gente de la importancia de este recurso vital y la necesidad de tomar ciertas normas para fomentar un uso responsable. Por ello, en este artículo vamos a hablar de la importancia de este bien tan preciado y contar unos consejos para ahorrar agua.

El agua, el nuevo oro negro

Dicen los expertos que muchas guerras del siglo XXI serán una lucha por los recursos y controlar el agua. Y es que de todo el agua que existe en el planeta Tierra apenas un 3 % es agua potable. En la sociedad occidental prácticamente todos los países tienen acceso al agua, mientas que por ejemplo, en América del Sur el 8 % de la población no puede beber agua del grifo. En Asia y en el África subsahariana la situación es peor con cifras superiores a América del Sur con un 12 y 32 % respectivamente.

La falta de agua se debe a muchas causas, una de ellas es el efecto del cambio climático. Otras son que las redes de aguas están en mal estado a consecuencia de un poco o nulo mantenimiento por parte de las autoridades competentes. Todo ello provoca una amplia variedad de enfermedades de carácter gastrointestinal a consecuencia de un agua en mal estado.

Lo peor de todo es que muchas de las víctimas son niños pequeños. Para concienciar a la población las autoridades aconsejan tomar pequeñas medidas preventivas en el día a día. Muchas de ellas son del todo conocidas, pero no por ello hay que dejar de recordarlas.

Consejos para ahorrar agua

Uso inteligente de los recursos, por ejemplo, del lavavajillas y la lavadora. El uso del lavaplatos permite ahorrar hasta 100 litros si lavamos de forma manual, por otro lado, es recomendable usar la lavadora y el lavavajillas cuando estén a tope. Si usamos estos electrodomésticos con el tambor a la mitad, o a media carga no ahorraremos, todo lo contrario, gastaremos más agua y electricidad.

Cerrar el grifo cuando no lo uses. Esto es importante a la hora de afeitarse, lavarse los dientes o cuando nos enjabonamos. Muchas veces gastamos agua inútilmente por dejar mal cerrado el grifo.

Otro consejo que recomiendan los expertos es regar por la noche o por la mañana. Mucha agua se pierde por el efecto de la evaporación, por ello, si regamos al mediodía es malo para las plantas por dos razones. Una por los extremos de temperatura y dos porque se pierde agua con el calor.

Otro método efectivo para la gente que tiene una pequeña huerta o plantas en su casa es usar atomizadores y difusores. De esta forma, la salida del agua de los grifos junto con el aire da una sensación de frescor con menor cantidad de agua.

Lavar el coche en lavaderos ecológicos, existen lavaderos ecológicos que apenas utilizan 4 litros de agua en cada ciclo. Además, el sistema de lavado ecológico de vehículos permite ahorrar cientos de litros a comparación del lavado a mano (180 litros) y del túnel de lavado (120). Por si fuera poco, la limpieza de tapicerías en seco permite limpiar tu vehículo por dentro de forma totalmente eficaz.

No uses la bañera, no te decimos que no te bañes, pero sí que te duches. Una buena ducha ahorra hasta 150 litros de agua. La cantidad de agua que se puede ahorrar al año por persona es muy alta.

¿Has pensado en instalar botellas de agua en la cisterna del baño? Sí, esta pequeña idea nos permite ahorrar agua ya que al colocar dos botellas se reduce el volumen que se gasta cada vez que se tira de la cadena. Este método es útil para las casas casa que no tiene sistemas de doble cierre o capacidad.

Pagar menos de factura

Ahorrar agua en el hogar no solo es bueno para el planeta, también para nuestros bolsillos. Si consumimos de una forma más sostenible y responsable podemos mejorar la factura y el consumo. Un ejemplo sencillo, pongamos por caso 1 metro cúbico (1.000 litros). El precio medio en España se sitúa en 1,26 euros litro por cada 1.000.

Si en un mes consumimos 3.500 litros menos por usar el agua con sentido, por ejemplo, ducharnos, usar el lavaplatos, la lavadora a tope de carga el ahorro es de 4 euros al mes. Otro ejemplo es el lavado del coche ecológico con el que evitaremos malgastar 126 litros de agua.

Pequeños trucos como este nos permiten ahorrar agua y además ayudamos al planeta. Son pequeñas medidas sencillas, diarias y cotidianas que permiten ayudarnos con el consumo. También existen otras medidas como los calculadores de consumo o las aplicaciones del móvil que determinan nuestras necesidades.

Toda ayuda en la lucha para ahorrar agua es más importante de lo que piensas. Incluso, en Galicia, el país de los 1.000 ríos tiene problemas de sequía. Durante los últimos años los embalses están cerca de un 20 % de la media de agua. Está claro que el efecto invernadero y el cambio climático afectan en esta lucha común.

Si quieres ayudar al planeta, ya sabes. La próxima vez que vayas a lavar el coche, no lo dudes y usa un lavadero ecológico, no desperdicia agua y tampoco utiliza químicos de ningún tipo. ¡Ya verás como tu coche te queda como los chorros del oro! ¡Y sin contaminar al planeta!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies