920 20 20 82 info@greenwash.es

A casi todo el mundo le gusta tener tu coche limpio y en perfecto estado. Pero, ¿conoces qué sistema de limpieza se adapta mejor a tu automóvil?, ¿sabes las ventajas de lavarlo a mano o usar una limpieza ecológica? Hoy te vamos a contar unos consejos y trucos y te enseñaremos cómo lavar bien tu coche para que te dure mucho más tiempo.

¿Qué tipo de lavado te conviene? Manual, automático, ecológico

En otros artículos os hemos comentado los diferentes sistemas de lavado de coches que existen así como su funcionamiento. Por un lado, tenemos el túnel de lavado, el lavado de coches automático con una lanza o manguera a presión y el lavado ecológico.

Cada una de estas formas de limpieza tiene sus pros y sus contras y se adapta mejor a unos coches que a otros. La razón es que con el paso del tiempo alguno de ellos, como es el caso del lavado de coches automático, acaba gastando la pintura y la carrocería por lo que no es conveniente para coches antiguos que tienen la pintura gastada.

Eso no significa que de vez en cuando lo podamos utilizar, pero te vamos a decir qué tipos de lavado de coche te conviene en función del uso que le quieras dar.

  • Lavado con manguera a presión:

A modo resumen diremos que el lavado de coche a presión o automático suele ser el más popular y usado por la mayoría de la gente ya que es normal encontrarse estaciones con este tipo de servicio por todas partes.

Desde gasolineras, hasta garajes e incluso centros comerciales cuentan con sistemas de lavado de coches a presión. Eso sí, no es oro todo lo que reluce ya que a pesar de que es barato, no ofrece la calidad, ni los acabados ni las ventajas que ofrecen otros sistemas, como por ejemplo, el ecológico.

Esto se debe a que sirve para quitar la suciedad más superficial y para salir de un apuro. Basta llegar a una máquina, echar un euro o dos y tenemos el coche listo. ¡Nada más lejos de la realidad!

Si observas bien al acabar de pasar la lanza, comprobarás que se trata de una limpieza superficial y no en profundidad ya que muchos de los restos quedan en la pintura a menos que lo combinemos con un tratamiento más completo. 

Es decir, es una limpieza por encima y poco efectiva. Por ejemplo, si has metido el coche en un barrizal y se te ha incrustado barro en la pintura, olvídate de quitar toda la suciedad, a menos que después de pasar la manguera limpies «TODO» el coche con una bayeta especial.

Y lo mismo sucede con el polvo y otros restos, si los dejas resecar durante horas luego por mucho que pases la lanza no salen tan fácilmente. Lo conveniente es pasarla al momento de ensuciar el coche.

El problema es el tiempo ya que no siempre tenemos una estación con manguera, por lo que la suciedad queda incrustada en nuestro coche.

Un consejo si usas este tipo de lavado, ten en cuenta que no todas las estaciones y lugares que tienen lavado a presión te permiten el uso de un cubo o una esponja o bayeta para acabar de limpiar tu automóvil. 

  • Túnel de lavado:

El túnel de lavado es un sistema para lavar coches con un precio normal (en algunos es más caro y en otros más barato), suele ser rápido (en torno a unos 15 minutos) y es bastante eficaz para los resultados que consigue. Eso sí, olvídate de que te limpien el interior y ten cuidado con los arañazos y golpes.

Precisamente, este suele ser el caballo de batalla de este sistema ya que si usamos un túnel de lavado de forma frecuente, acabará por estropear la pintura al perder brillo con el cepillado constante, además de aumentar la posibilidad de que se descorche y desgaste la pintura con el paso del tiempo.

La solución es fácil, recurrir a él en caso de emergencia y si tenemos un coche nuevo no es conveniente ir.

Otro consejo es revisar desde fuera el estado de los cepillos del túnel de lavado.

No todos los cepillos, ni las cerdas, ni los productos de limpieza son iguales, por lo que te recomendamos que antes de meter el coche en un túnel de lavado, en especial, si no lo conoces preguntes cómo funciona y qué productos usa.

  • Lavado ecológico:

Finalmente, tenemos la opción de lavado ecológico que tiene como principal característica un uso menor de agua, apenas 4 litros y los resultados de limpieza son excepcionales.

Esto es posible ya que a esto se dedican empresas especializadas en la limpieza de coches con este lavado ecológico a mano que además, usan productos especiales y que tiene como ventajas frente al túnel de lavado o la lanza un mayor cuidado y no estropea la pintura con el paso del tiempo.

Si a ello se le suma la poca cantidad de agua que usa, el respeto por el medio ambiente y nuestro coche al no usar productos químicos, apenas hay dudas para elegir este sistema.

Eso sí, para ver los resultados que ofrece hay que esperar un poco, no pretenderás dejar el coche como una patena por dentro y por fuera usando una lanza y una bayeta en 10-15 minutos que si te lo lavan en 40 minutos con una máquina especial.

¿Cómo limpiar bien tu coche?

Al margen de elegir un sistema de lavado que le convenga a nuestro coche, debemos tener en cuenta una serie de consejos y cuidados para evitar daños en la carrocería, levantamientos de pintura o sencillamente acertar con la tapicería de nuestro coche, no vaya a ser que utilicemos un producto que no lo conviene.

Presta atención a estos consejos y tendrás tu coche limpio como el primer día:

  • Usa productos específicos. Para tapicerías y asientos de cuero te recomendamos que leas este artículo que habla sobre la hidratación de asientos de cuero. En el caso de productos de limpieza para la pintura, evita el alcohol, usa mejor agua con jabón y sobre todo, escoge una bayeta especial que puedes comprar en el departamento de coches de las grandes superficies, o en gasolineras y centros especializados. Son un poco caras, pero merecen la pena. Eso sí, si son para exterior no las uses para limpiar los cristales.
  • Después de un viaje largo, echa agua en los cristales y la parte delantera para limpiar el coche de mosquitos, polvo y otros restos de la carretera. Para ello, es conveniente tener una botella de agua en el maletero para situaciones como esta.
  • En caso de que el coche sea viejo o tenga zonas de la carrocería tocadas por la pintura, no limpies esas zonas con una manguera a presión. En caso de hacerlo, aleja la lanza lo máximo posible, cuanto más cerca, más calor, más agua, más presión y más peligro de rayaduras y que estropees la carrocería. Por el contrario, es conveniente que abuses del encerado en aquellos lugares donde la pintura tiene menos brillo.
  • Evita los productos químicos en la medida de lo posible. Asimismo, ten presente la cantidad de veces que lavas un coche en un túnel de lavado o con manguera, en especial, si la pintura de tu coche es de colores vivos, tiene una tonalidad perla o sencillamente es nuevo. Lo mismo pasa con los automóviles mate, a pesar de que la pintura sufre menos, también se puede arañar.
  • Si puedes, encera tu coche una vez al año, ademas de protegerlo contra el sol, ayudará a que cuando llueva las gotas de agua se deslicen mejor por los cristales por lo que verás mejor por los cristales. 
  • Finalmente, te recordamos que está prohibido lavar en la calle, por lo que si necesitas lavar tu coche ya sabes lo que no tienes qué hacer.

Y eso es todo, ahora que ya sabes cómo lavar bien tu coche y qué sistema de lavado te conviene, sólo te queda poner en práctica estos consejos.

Y en el caso de que quieras optar por usar un lavado ecológico de tu vehículo, no dudes en traer tu coche a alguna de nuestros centros. No te arrepentirás.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
×

¡Hola!

Nuestro horario de atención por WhatsApp es de lunes a viernes de 10:00 a 14:00 y de 17:00 a 20:00. Fuera de ese horario, puedes dejarnos un mensaje o si lo deseas puedes enviarnos un email a info@greenwash.es

× ¿Cómo puedo ayudarte?